Un “desconocido” fenómeno que provocan los huracanes en el océano es revelado por científicos

Es un fenómeno geofísico que no había sido identificado hasta ahora.

Científicos en Estados Unidos descubrieron que los huracanes o las tormentas fuertes pueden provocar eventos sísmicos en un océano tan potentes como un terremoto de magnitud 3,5 en la escala de Richter.

“Les llamamos ‘stormquakes’ (‘tormentamotos’), señaló Wenyuan Fan, profesor de Ciencias de la Tierra, el Océano y la Atmósfera de la Universidad Estatal de Florida y autor principal del nuevo estudio publicado en la revista Geophysical Research Letters.

“Se trata de un acoplamiento de lo oceánico y atmosférico con la tierra sólida”.

Transferencia de energía

“Durante una tormenta, los huracanes o nor’easters (ciclones extratropicales de escala macro en el norte del Atlántico) transfieren energía al océano en forma de olas fuertes, que interactúan con la tierra sólida produciendo una actividad sísmica intensa”, explicó Fan.

Los científicos analizaron cerca de una década de registros sísmicos y oceanográficos desde septiembre de 2006 a febrero de 2019.

Fan y sus colegas encontraron una conexión entre tormentas fuertes y actividad sísmica intensa cerca del margen de la plataforma continentaly los bancos oceánicos (sitios de poca profundidad en relación a sus alrededores).

Los investigadores hallaron pruebas de más de 10.000 terremotos entre 2006 y 2010 en la costa de Florida, el Golfo de México y Nueva Inglaterra, la región que comprende los estados de Maine, Nuevo Hampshire, Vermont, Massachusetts, Rhode Island y Connecticut.

Los científicos también obtuvieron registros sísmicos en la costa de Nueva Escocia, Terranova y Columbia Británica en Canadá.

“Ni siquiera sabíamos que existía”

“Podemos encontrar fuentes sísmicas en el océano similares a los terremotos que se producen en la corteza terrestre”.

“Lo más emocionante es que estas fuentes sísmicas causadas por huracanes pueden durar desde horas a días”.

Fan y sus colegas destacaron, no obstante, que no todos los huracanes causan terremotos.

El huracán Sandy, por ejemplo, que dejó más de 200 muertos, no causó sismos.

Esto indica que los terremotos están influenciados por las condiciones oceanográficas particulares y la topografía del fondo oceánico, explicó Fan.

“Hay muchas cosas que aún no sabemos”, señaló el científico.

“Ni siquiera sabíamos que este fenómeno natural existía”.

Huracanes Bill, Ike e Irene

Los científicos usaron un enfoque novedoso para detectar y localizar eventos sísmicos y para determinar si esos eventos sísmicos eran terremotos.

Para que se trate de un ‘stormquake’ debe cumplir requisitos geofísicos que permiten constatar la correlación entre la tormenta y el evento sísmico.

Un ejemplo de ‘stormquake’ citado por Fan es el huracán Bill, un huracán del Atlántico que se originó el 15 de Agosto de 2009, se fortaleció hasta alcanzar categoría 4 y llegó a Terranova como tormenta tropical.

Cuando se acercó a las costas de Nueva Inglaterra era un huracán de categoría 1.

Con la llegada del huracán se registraron numerosos eventos sísmicos en las costas de Nueva Inglaterra y Nueva Escocia, que produjeron olas superficiales.

De forma similar, el huracán Ike en 2008 causó tormentas y actividad sísmica en el Golfo de México. Y el huracán Irene en 2011 hizo lo mismo cerca de Little Bahama Bank en la costa de Florida.

Fuente: BBC

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!