Muere Fausta a los 57 años, la rinoceronta más longeva del mundo

Fausta, considerada la rinoceronte negra más longeva del mundo, ha muerto a los 57 años en Tanzania, han anunciado este fin de semana las autoridades del área de conservación de Ngorongoro, donde vivía el animal.

Fausta murió por causas naturales el 27 de diciembre en un santuario, después de haber vivido la mayor parte de su vida en total libertad, señalan los funcionarios del área de conservación de Ngorongoro, ubicada en el norte de Tanzania.

Los archivos muestran que “Fausta vivió más tiempo que cualquier otro rinoceronte en el mundo y que sobrevivió en Ngorongoro, circulando libremente, durante más de 54 años”, antes de ser llevada a un santuario en 2016, según el comunicado de prensa.

“Fausta fue ubicada por primera vez en el cráter de Ngorongoro en 1965 por un científico de la Universidad de Dar Es Salaam, cuando tenía tres o cuatro años.

Trasladada ante los ataques de las hienas

Su salud comenzó a deteriorarse en 2016, y fue entonces cuando trasladaron al animal para mantenerlo “en cautiverio después de varios ataques de hienas que le causaron heridas graves”, aseguran los funcionarios.

Sana, una hembra de rinoceronte blanco de 55 años, era considerada hasta ahora considerada el rinoceronte blanco más viejo. Murió en cautiverio en el zoológico francés La Planète sauvage en 2017.

Los especialistas de Ngorongoro estiman que la esperanza de vida de los rinocerontes es de entre 37 y 43 años en la naturaleza, hasta 50 años en cautiverio.

Fuente: rtve.es / EFE

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!