Presentan a un rinoceronte lanudo adolescente de 20 mil años hallado en la tundra rusa

El ejemplar es 25 centímetros más corto que un adulto completamente desarrollado

El cadáver excepcionalmente conservado de un antiguo rinoceronte lanudo, descubierto por científicos en el deshielo del permafrost siberiano en el desierto de Yakutian, fue entregado a la ciudad siberiana de Yakutsk (noreste), donde los científicos pueden comenzar estudios detallados, informaron medios locales este martes.

Científicos rusos presentaron a los medios de comunicación los restos del rinoceronte lanudo adolescente, que murió hace unos 20 mil años, con 80 por ciento de su material orgánico aún intacto, incluidos pelo, dientes, cuernos e incluso grasa, según el diario Siberian Times.

“El rinoceronte lanudo adolescente mide aproximadamente 236 centímetros, que es alrededor de un metro menos que un animal adulto”, detalló el doctor Ge-nnady Boeskorov, de la Academia de Ciencias de Yakutia, al diario.

El animal mide 130 centímetros de altura y es alrededor de 25 centímetros más corto que un adulto completamente desarrollado.

El descubrimiento se realizó en agosto pasado al derretirse el permafrost siberiano en el desierto de Yakutian.

Pero la entrega apenas se realizó a fines de enero, porque hubo que esperar a que la carretera se congelara, lo que permitió a los conductores atravesar terrenos difíciles.

Los científicos creen que el rinoceronte adolescente murió al quedar atrapado en un pantano cuando huía de los cazadores humanos, pero aún no se ha definido la causa exacta del deceso.

Descubrimientos cada vez más frecuentes

Este es el segundo rinoceronte lanudo descubierto en la República de Sakha, pero el primero de este grupo de edad y nivel de conservación. Esto da a los científicos la oportunidad de estudiar cómo el rinoceronte creció y se desarrolló, arrojando luz sobre los organismos.

Con el permafrost cada vez más derretido en la tundra siberiana, esta clase de descubrimientos son cada vez más frecuentes, pero expertos han expresado preocupación por la posible reaparición de bacterias o virus ancestrales congelados durante milenios.

Fuente: Agencia