El hongo asesino de los anfibios llega a las tierras bajas de la Amazonía

Batrachochytrium dendrobatidis (Bd), el hongo asiático que está exterminando a los anfibios de todo el mundo, ha llegado ya a las tierras bajas de la Amazonía peruana, donde por primera vez se ha documentado su presencia generalizada en 80 especies de ranas tropicales.

Bd, también llamado hongo quítrido, causa una enfermedad en la piel que desde hace 40 años está aniquilando las poblaciones de anfibios del planeta, especialmente a los que viven en zonas altas de clima frío, como las regiones montañosas del oeste de Norteamérica, América central y Sudamérica, y este de Australia.Hasta ahora se pensaba que este patógeno no podía vivir en zonas cálidas como las tierras bajas tropicales pero ahora un artículo publicado en Plos One y liderado por la Universidad de Michigan (EE.UU.) revela que Bd ha infectado a más de 80 especies de ranas de tres puntos de las tierras bajas de la Amazonía peruana.

Al contrario que las ranas y anbifios de zonas montañosas, las ranas de la Amazonía peruana tenían niveles muy altos de infección por Bd pero no mostraban signos externos de la enfermedad como el enrojecimiento y la caída de la piel o el letargo.

“Muchos biólogos pensaron que no tenían que preocuparse de que este hongo infectara a las ranas en las tierras bajas cálidas”, explica Imani Russell, autor principal del estudio, “pero ahora sabemos que las ranas de las tierras bajas pueden albergar altos niveles de infección por hongos sin morir o incluso sin enfermar”.

Esta información “puede ayudar a los biólogos a adaptar mejor sus estrategias de gestión para frenar la disminución de la población de ranas en todo el mundo”, defiende Russell.

Tres estaciones biológicas

Para el estudio, se recogieron 324 ejemplares de tres estaciones biológicas de la Amazonía peruana: Los Amigos (271 metros sobre el nivel del mar), Madre Selva (100 metros) y Villa Carmen (854 metros).

El estudio concluyó que entre el 24% y el 46% de los individuos estaban infectados con Bd, con hasta 105 esporas de hongos por rana.

Las cargas de infección por encima de los 10.000 esporas se denominan hiperinfecciones y se cree que son las más propensas a causar efectos nocivos en las ranas y mermar las poblaciones.

Tras secuenciar el ADN de las muestras de piel, los científicos constataron que las ranas peruanas estaban infectadas por cepas del linaje de la pandemia global de Bd (Bd-GPL es la forma más virulenta y extendida que se ha documentado en todos los continentes en los que hay anfibios).

Los investigadores buscaron factores que pudieran explicar las tasas de infección observadas pero “no encontramos una relación clara entre qué especies estaban infectadas, en qué ambientes vivían y por qué eran tan altas sus cargas de infección. Bd parecía estar en todas partes”, explica Davis Rabosky, investigadora de la Universidad de Michigan.

Estos resultados serán especialmente valiosos para trabajar en modelos de riesgo de enfermedad y predicciones sobre su evolución y posibles brotes, según los investigadores.

“Claramente estos modelos no logran detectar un factor único sobre este ecosistema que necesitamos explorar más a fondo”, advierte Timothy Y. James, micólogo e investigador de la Universidad de Michigan, aunque “también podría ser -y sería alarmante- que Bd esté evolucionando rápidamente in situ para tolerar” el nuevo ambiente, concluye.

Fuente: EFE

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!