Cada vez nacen más jirafas sin manchas: La explicación científica

El sorprendente nacimiento de jirafas sin manchas ha capturado la atención de expertos en vida silvestre, científicos y amantes de los animales por igual

En los últimos meses, dos casos inusuales de jirafas sin manchas han capturado la atención de expertos y amantes de la vida salvaje. El primero, Kipekee, una cría nacida en el zoológico Brights de Limestone, Tennessee, Estados Unidos, y la segunda, una jirafa angoleña avistada en libertad en el sur de África. Aunque la Fundación para la Conservación de la Jirafa y la veterinaria de animales salvajes Sara Ferguson aseguran que estos eventos son meras coincidencias, la comunidad científica busca respuestas sobre este fenómeno.

Según los expertos , la ausencia de manchas en estas jirafas se atribuye probablemente a una mutación genética. La coloración sólida, en lugar de las clásicas manchas que adornan el pelaje de estos majestuosos animales, ha suscitado preguntas sobre las posibles implicaciones para la supervivencia y la salud de estos individuos.

Importancia de las manchas para la supervivencia de las jirafas

Un estudio publicado en 2018 en la revista PeerJ reveló la importancia de las manchas para la supervivencia de las jirafas jóvenes. Según este trabajo, las manchas más grandes y redondeadas podrían estar relacionadas con tasas de supervivencia más altas. Además, se postula que ciertos aspectos de la coloración de las jirafas son heredados de madre a cría.

Derek Lee, profesor de biología en la Universidad Estatal de Pensilvania y coautor del mencionado estudio, destaca que, desde una perspectiva técnica, estas jirafas no carecen totalmente de manchas, sino que presentan una única mancha que cubre todo el cuerpo. A pesar de esta peculiaridad genética , los científicos aún no han encontrado evidencia que respalde la idea de que la falta de manchas pueda poner en desventaja a estos animales en términos de salud o supervivencia.

La comunidad científica sigue de cerca estos casos extraordinarios, Kipekee y su contraparte en África continúan siendo sujetos de estudio, ofreciendo una oportunidad única para profundizar nuestro conocimiento sobre la diversidad genética .

Fuente: adn40.mx