RoboRXN, el laboratorio virtual de IBM para crear fármacos en remoto

La plataforma combina modelos de inteligencia artificial, computación en la nube y robótica para ayudar a los científicos a diseñar y sintetizar nuevas moléculas en remoto. El robot recibe las instrucciones, las ejecuta y envía un informe con los resultados a los científicos

La noticia: IBM ha creado un nuevo laboratorio de química en la nube denominado RoboRXN. La plataforma combina modelos de inteligencia artificial (IA), computación en la nube y robots para ayudar a los científicos a diseñar y sintetizar nuevas moléculas mientras trabajan desde casa.

Cómo funciona: este laboratorio virtual permite a los científicos conectarse a través de un navegador web. En una pantalla en blanco, dibujan la estructura de los compuestos moleculares que quieren producir, y la plataforma utiliza aprendizaje automático para predecir los ingredientes requeridos y el orden en el que deben mezclarse. Luego envía las instrucciones a un robot en un laboratorio remoto para que las ejecute. Una vez realizado el experimento, la plataforma envía un informe a los científicos con los resultados.

Por qué es importante: Tradicionalmente, los nuevos medicamentos y materiales requieren una media de 10 años y 10 millones de dólares (8,34 millones de euros) para su descubrimiento y comercialización. Gran parte de ese tiempo se dedica a la laboriosa repetición de experimentos para sintetizar nuevos compuestos y aprender mediante prueba y error. IBM espera que una plataforma como RoboRXN pueda acelerar drásticamente ese proceso al predecir las recetas de compuestos y automatizar los experimentos. En teoría, reduciría los costes del desarrollo de fármacos y permitiría a los científicos reaccionar más rápidamente ante una crisis sanitaria como la actual pandemia de coronavirus (COVID-19), en la que las medidas de distanciamiento social han ralentizado el trabajo de laboratorio.

No es el único: IBM no es la única empresa que espera utilizar la inteligencia artificial y la robótica para acelerar la síntesis química. Varios laboratorios universitarios y start-ups también están trabajando hacia el mismo objetivo. Pero la idea de permitir a los usuarios enviar las moléculas de forma remota y recibir análisis de la molécula sintetizada es un añadido valioso a la plataforma de IBM, opina la CEO de la start-up Kebotix, Jill Becker: «Con RoboRXN, IBM da un paso importante para acelerar el descubrimiento».

Fuente: technologyreview.es