Impresionante: algoritmo de visión computarizada logra aterrizar avioneta sin ayuda del piloto [VIDEO]

Según un comunicado de prensa de la Universidad Técnica de Múnich, ingenieros alemanes han probaron un sistema de aterrizaje automático basado en datos de GPS y cámaras. Los algoritmos de visión computarizada analizan la posición de la aeronave con respecto a la pista y ajustan el vuelo. En el futuro, dicho sistema puede ayudar a establecer un aterrizaje automático en aeropuertos pequeños que no están equipados con balizas de aterrizaje instrumentales.

Los principales aeropuertos están equipados con un sistema de planeo-deslizamiento, que permite a los aviones aterrizar con precisión, centrándose en las señales de radio. La estructura de dicho sistema incluye señales de rumbo y de planeo, que muestran la desviación de la aeronave con respecto al ángulo de entrada correcto en los planos horizontal y vertical.

Estas señales funcionan debido a la creación en el mismo plano de dos patrones de radiación que, con una desviación de la trayectoria ideal, los instrumentos de la aeronave muestran un aumento en la profundidad de modulación de una de las frecuencias. Además, el sistema incluye tres señales marcadoras con una señal dirigida verticalmente, volando a través de la zona donde los pilotos entienden está la pista.

No siempre es tan simple

Sin embargo, no todos los aeropuertos están equipados con este sistema, por lo que en los aeródromos pequeños los pilotos tienen que confiar solo en las señales de GPS y también ser guiados visualmente (lo que puede ser difícil por la noche o con mal tiempo).

Ahora, ingenieros de las Universidades Técnicas de Munich y Braunschweig desarrollaron un sistema de aterrizaje automático que, además de las señales de GPS, no se basa en las señales del sistema de planeo, sino en los datos de las cámaras que operan en los rangos visible e infrarrojo.

Además, el sistema utiliza un altímetro y una unidad de navegación inercial. La nave vuelta hasta la pista, y comienza a analizar los contornos de la franja y ajustar el rumbo. En este caso, durante la corrección, se tienen en cuenta las lecturas de todos los sensores, y no solo de las cámaras.

Los ingenieros instalaron un sistema prototipo en un avión liviano Diamond DA42 y, a fines de mayo de 2019, realizaron pruebas en el aeródromo de la ciudad austriaca de Wiener Neustadt. En el video publicado, se puede ver cómo durante el aterrizaje, el piloto no sostiene sus manos sobre la palanca de control y no usa otros controles.

En 2017, la Fuerza Aérea de los EE. UU. Aprobó la adopción de un sistema portátil de deslizamiento de rumbo. Puede implementarse en unos pocos días en un aeródromo no preparado, por ejemplo, con una superficie no pavimentada, y después del cese de las operaciones en él, se puede desmantelar y desplegar rápidamente en otro lugar.

Fuente: nmas1.org

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!