Este dron bate un récord mundial al hacer una entrega de 100 Km en una plataforma de gas en alta mar

Las plataformas petrolíferas viven la revolución de los drones con más entusiasmo que nadie. Es un nuevo medio para romper su aislamiento.

Una aeronave no tripulada de la compañía Nordic Unmanned abre una nueva era para el transporte marítimo. Este dron ha batido un récord mundial al volar 100 Kilómetros hasta una plataforma de gas situada en alta mar.

La plataforma se llama Troll A, y es la más grande del mundo. Con una altura de 472 metros y un peso de 683.600 toneladas, se trata de la construcción humana más alta y más pesada jamás transportada por la humanidad. Se construyó en el Mar del Norte a 100 Kilómetros de las costas de Noruega, en 1996.

El problema que tienen este tipo de construcciones, es la comunicación física. Se rompe una pequeña pieza para la que no hay repuesto, y tienen que fletar un helícóptero solo para eso, con el consiguiente gasto y la contaminación que conlleva. Pero estos problemas ya son historia con la llegada de los drones. En este vídeo puedes ver el histórico vuelo:

CAMCOPTER S-100 es un helicóptero no tripulado en miniatura. Pesa 110 Kilos y puede transportar una carga de hasta 50 Kilos, con una capacidad de vuelo de 8 horas. No es autónomo, así que el piloto debe guiarse por las cámaras para manejarlo de forma remota.

Hace unas semanas la plataforma Troll A necesitaba una pieza impresa en 3D que se había estropeado. En lugar de fletar un helicoptero convencional enviaron a este helicóptero no tripulado, que ha batido un récord mundial al volar 100 Kilómetros en alta mar hasta la plataforma de gas para entregar la pequeña pieza, como podemos ver en el vídeo. Y otros 100 Kilómetros de vuelta.

Hasta ahora este tipo de entregas, si no son una emergencia, se retrasaban hasta que el helicóptero tuviese que transportar víveres o personal. Pero un dron de este tipo es infinitamente más barato que un transporte convencional, y su huella de carbono es 55 veces menor.

El dron no solo entregó la mercancia: también realizó una inspección de la plataforma petrolífera desde una distancia de 500 metros, y llevó a cabo una misión simulada de búsqueda y rescate, que completó con éxito.

El récord mundial tiene doble mérito porque este tipo de vuelos no eran posibles hace apenas 4 meses. En tan poco tiempo el consorcio formado por Nordic Unmanned, Equinor, Schiebel, Avinor, y las autoridades navales noruegas, han conseguido el logro.

Se abre una nueva etapa en la comunicación y el transporte para las plataformas petrolíferas y de gas natural que operan en alta mar.

Fuente: computerhoy.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *