Construyen un mini LIGO para alerta temprana de tornados y huracanes

Investigadores del Hendrix College (Estados Unidos) pretenden demostrar el potencial de un interferómeto láser de anillo como sistema de alerta temprana en caso de tornados o huracanes.

A principios de este año, el Observatorio de Interferómetro Laser gravitational-Wave (LIGO) fue capaz de detectar una onda de gravedad flotando por el espacio de colisión de dos agujeros negros miles de millones de años atrás. Ahora, estos científicos han construido una versión mucho más pequeña de esta tecnología que podría detectar efectos geofísicos tales como la rotación de tierra generada por un terremoto y el infrasonido de las tormentas convectivas.

Así, los científicos han publicado esta semana los resultados de su estudio en el Journal of Applied Physics, centrados en la detección y análisis de infrasonidos atmosféricos: sonido con frecuencias por debajo del límite inferior del oído humano. 

Los interferómetros fueron inventados por Albert Michelson, que fue galardonado con el Premio Nobel 1907 de Física por su trabajo de usar un espejo semitransparente para dividir un haz de ondas de luz uniforme. El instrumento analiza las diferentes ondas de luz que se encaminan a lo largo de diferentes trayectorias y luego vuelven a combinarse. Después de la recombinación, se crea un patrón de interferencia que alterna franjas brillantes y oscuras.

“Nosotros verificamos esencialmente muchos de los resultados de un estudio a largo plazo por la entidad Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica (NOAA), pero usamos un láser de anillo en lugar de micrófonos”, ha afirmado Robert Dunn, profesor de física en la universidad de Hendrix.

El láser de anillo del grupo fue capaz de “mostrar claramente el espectro de frecuencias del infrasonido. En concreto, fueron capaces de detectar los infrasonidos de los tornados 30 minutos antes de que el embudo del tornado estaba en el suelo. El grupo también determinó que los infrasonidos de un tornado pueden viajar mil kilómetros.

“La detección de infrasonido 30 minutos antes de un tornado por radar, podría resultar muy útil como un sistema de alerta temprana– ha señalado Dunn– Así como la capacidad de detectar los componentes de rotación de las ondas sísmicas generadas por un terremoto, que puede ayudar a reducir los daños causados, porque los códigos de construcción a menudo descuidan los efectos de la rotación de tierra”.

No obstante, Dunn ha hecho hincapié en que, en este punto, la totalidad de sus resultados “deben ser considerados como preliminares”, y que el objetivo del grupo es “continuar explorando cómo el láser de anillo pueden ayudar a reducir el impacto de las amenazas naturales.

Fuente: Europa Press

 

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!