Los loros usan la cabeza como tercera extremidad motora

Una investigación del Colegio de Medicina Osteopática del Instituto Tecnológico de Nueva York (NYITCOM) encuentra que los loros usan su cabeza como una tercera extremidad propulsora.

Ningún vertebrado (pez, mamífero, ave, reptil o anfibio) ha tenido nunca un número impar de extremidades. A pesar de este «fenotipo prohibido», algunos animales parecen usar otras partes del cuerpo como una tercera o quinta «extremidad» para moverse de un lugar a otro.

Por ejemplo, aunque los loros no pueden usar sus alas para agarrar, trepan extendiendo la cabeza y agarrando ramas u otras superficies con sus picos. Sin embargo, no está claro si la cabeza actúa como una «tercera extremidad» que impulsa al ave, o si simplemente se usa para estabilizarse, con el pico enganchado en superficies para apoyo. Además, mientras que muchos estudios han destacado la increíble inteligencia de los loros, la investigación sobre su comportamiento locomotor es casi inexistente.

El nuevo estudio, publicado en la revista Proceedings of the Royal Society B, analizó los pasos de escalada de los tortolitos de cara rosada (Agapornis roseicollis), una especie de pequeño loro.

Los investigadores idearon una serie de experimentos en los que los loros trepaban por una pista vertical hecha por el hombre colocada en ángulos que iban de cero a 90 grados. Dos cámaras de alta velocidad capturaron su movimiento, mientras que una pequeña placa de fuerza montada en la parte posterior de la pista midió la fuerza generada por el pico, las patas traseras y la cola cuando cada parte del cuerpo entró en contacto con la pista.

Los picos de los loros hicieron contacto por primera vez con la pista cuando trepaban en un ángulo de 45 grados y, cuando trepaban en un ángulo de 90 grados, generaban fuerzas comparables a las producidas por las patas traseras. De hecho, las fuerzas generadas por los picos de los loros eran de magnitudes iguales o mayores que las fuerzas que se sabe que producen las extremidades de los humanos u otros primates grandes durante la escalada. En contraste, las colas de las aves produjeron fuerzas mínimas, lo que sugiere que la cola se usa simplemente como apoyo y no como una extremidad adicional.

La estudiante Melody Young, autora de la investigación, señala que la anatomía de los loros probablemente evolucionó durante muchos años para apoyar estos ingeniosos comportamientos de escalada.

«Aunque muchas aves trepan verticalmente, hasta el momento, los loros son las únicas aves conocidas que utilizan la cabeza como una tercera extremidad. Este comportamiento parece haber requerido cambios neuromusculares con el tiempo, incluidos los flexores del cuello que generan fuerza adicional y modificaciones en los circuitos neurales de la columna», dijo en un comunicado.

El profesor Mivhael Granatosky, un experto en la evolución del movimiento animal (locomoción) y autor del nuevo trabajo, sugiere que el innovador comportamiento de escalada de los loros también puede distinguirlos de otros animales.

«Si bien se sabe que los pandas juveniles mueven la cabeza lateralmente a medida que ascienden por superficies verticales, lo que parece usar la cabeza como una ‘quinta extremidad’, no hace contacto con la superficie. Utilizar la cabeza como una extremidad propulsora representa una novedad evolutiva que , que sepamos, solo ha existido en los loros», dijo Granatosky. «Esperamos que nuestros hallazgos mejoren nuestra comprensión de cómo los animales cooptan estructuras anatómicas inusuales para adoptar comportamientos completamente nuevos».

Este proyecto es el primer paso de una serie de estudios centrados en el comportamiento locomotor de los loros. Los loros son un antiguo linaje arbóreo (que habita en los árboles), con muchos paralelos anatómicos y de comportamiento con los primates vivos. Durante los próximos años, Granatosky y su laboratorio trabajarán para comprender los fundamentos anatómicos y neuromusculares de los comportamientos locomotores inusuales de los loros para desarrollar sistemas robóticos bioinspirados que simulen este movimiento.

Fuente: europapress.es