Investigadores de México y EU avistan a seis vaquitas marinas en el Alto Golfo de California

El hallazgo permite mostrar al mundo que la especie “sigue viva y siguen siendo fuertes” ante la extinción

Entre el 19 de agosto y el 3 de septiembre, investigadores de Shepherd Conservation Society y del Museo de la Ballena y Ciencias del Mar observaron tres grupos de vaquitas -de dos individuos cada uno- en las aguas del Alto Golfo de California cerca de la comunidad de San Felipe, Baja California Norte.

El 3 de septiembre lograron fotografiar a dos vaquitas, mamífero marino en crítico peligro de extinción. “Es una excelente noticia que la vaquita sobreviva”, dijo el doctor Lorenzo Rojas, líder del Programa mexicano de Investigación y agregó que “a pesar de la pesca ilegal que se ha desatado en el Alto Golfo, particularmente de totoaba, para vender su vejiga natatoria en el los mercados negros de China y Honk Kong, esta colaboración internacional, así como la eliminación de redes ilegales por parte de estas organizaciones, demuestra la importancia del trabajo coordinado para el estudio y conservación de esta especie”.

El programa de investigación de la vaquita es un esfuerzo de Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp) y ha sido una herramienta confiable para conocer el estado de la población de vaquita por más de dos décadas. Su programa de monitorización acústica es responsable de las evaluaciones más precisas de las tendencias de la población de esta especie endémica del Golfo de California.

De acuerdo con un comunicado que emitió el Museo de la Ballena: “Siguiendo el ejemplo de Conanp y gracias a sus destacables esfuerzos de monitoreo de la población de vaquita, hemos podido encontrar y fotografiar a algunos de los últimos individuos”, comentó Eva Hidalgo, bióloga de Sea Shepherd, quien a pesar de trabajar para proteger a la vaquita durante muchos años vio un ejemplar por primera vez durante esta expedición.

Añadió que “este trabajo y la investigación son extremadamente importantes para mostrar al mundo que las vaquitas siguen vivas y siguen siendo fuertes, por lo que los esfuerzos interinstitucionales como la recuperación de redes ilegales deben continuar para salvar a la vaquita de la extinción”.

El Museo afirmó que todos los animales observados son ejemplares sanos lo que representa nuevas esperanzas para la posibilidad de la recuperación de esta especie.

Fuente: informador.mx

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!