Todos a bordo: un transbordador totalmente eléctrico completa su primer viaje comercial

La industria naviera internacional es responsable de aproximadamente un 2,5 % de las emisiones mundiales de GEI, según la Organización Marítima Internacional (OMI). En abril de 2018, la OMI adoptó una estrategia para reducir las emisiones de GEI de las embarcaciones al menos un 40 %, en comparación con el nivel de 2008, a más tardar al final de 2030. De forma similar, la Comisión Europea también ha establecido una estrategia para reducir las emisiones de GEI de las embarcaciones. Este sector representa aproximadamente el 13 % de las emisiones totales de GEI de la Unión Europea (UE) generadas por el sector del transporte, tal como se señala en el sitio web de la Comisión Europea. Un transbordador totalmente eléctrico que puede transportar unos treinta vehículos y doscientos pasajeros ha navegado entre los puertos de Søby y Fynshav, situados en las islas danesas de Ærø y Als, reflejando así los intensos esfuerzos por descarbonizar el transporte marítimo y con el apoyo del proyecto E-ferry, financiado con fondos europeos.

Tal como comenta Anil Srivastava, director general del socio del proyecto Leclanché, en una nota de prensa: “Con una capacidad de 4,3 MWh, E-ferry marca un nuevo hito en la propulsión comercial marina. En un año, evitará la liberación de 2 000 toneladas de CO2, 42 toneladas de NOX (óxido de nitrógeno), 2,5 toneladas de partículas y 1,4 toneladas de SO2 (dióxido de azufre) a la atmósfera”.

Distancias más largas

Leclanché proporcionó el sistema de baterías de iones de litio para el transbordador eléctrico Ellen, “precursor de una nueva era en el sector comercial marino”, añade Srivastava. “Este proyecto demuestra que actualmente es posible sustituir los sistemas de propulsión térmicos que usan combustibles fósiles por energía limpia y, de esta forma, contribuir a la lucha contra el calentamiento global y la contaminación para mejorar el bienestar de nuestras comunidades”.

Según una nota de prensa publicada en el sitio web del proyecto, Ellen puede recorrer hasta 22 M entre cargas, “siete veces más lejos de lo que era posible anteriormente para un transbordador eléctrico. El innovador proyecto está en sus fases finales, donde el transbordador eléctrico empieza a funcionar con normalidad y debe demostrar que es posible completar hasta siete viajes de ida y vuelta al día, entre Søby y Fynshav”.

Comercialización

El proyecto E-ferry (E-ferry – prototype and full-scale demonstration of next generation 100% electrically powered ferry for passengers and vehicles) se puso en marcha con el objetivo global de introducir un concepto de diseño de eficiencia energética recién desarrollado con un equipo y unos materiales ligeros. Los socios del proyecto esperan que el concepto se aplique a gran escala entre los operadores pertinentes de la industria y los transbordadores. Tal como se señala en el sitio web del proyecto: “Más allá de la duración del proyecto, el objetivo es llegar a un nivel de unos diez transbordadores E-ferry más que funcionen en Europa y en todo el mundo al año, alcanzando un total de diez o más en 2020, cien o más en 2030, ahorrando así (en cifras aproximadas) 10-30 000 toneladas de CO2 al año en 2020 y 100-300 000 toneladas de CO2 al año en 2030”.

Además, el proyecto E-ferry cubrirá la ruta Søby-Fåborg, en la parte danesa del mar Báltico, conectando así la isla de Ærø con el continente.

Fuente: cordis.europa.eu

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!