La extraña espiral azul que apareció en el cielo de Hawái: ¿de qué se trata?

El inusual objeto volador fue captado por el telescopio japonés Subaru

En los últimos días los amantes de la astronomía han estado conmocionados por un video publicado por el Observatorio Nacional de Japón, en el cual se puede ver un misterioso objeto azul rondando por el oscuro cielo de Hawái.

A través del telescopio Subaru, el pasado 18 de enero, en horas de la madrugada, los científicos pudieron observar en un principio un pequeño punto azul que rondaba por el firmamento ubicado sobre el volcán Mauna Kea.

Sin embargo, la verdadera sorpresa llegó cuando aquel pequeño punto se fue transformando paulatinamente en una espiral brillante a medida de que se desplazaba de una lado a otro.

El clip -que ya cuenta con más de 290 mil reproducciones en YouTube- fue replicado varias veces en redes sociales, pues despertó el interés en los amantes del espacio, los ciberusuarios conspiranoicos y en la misma comunidad científica.

Pero, ¿qué era realmente?

Un caso con antecedentes

A pesar de que varios usuarios de internet especularon de que se trataba de un objeto volador no identificado de origen extraterrestre, lo más probable es que sea más terrícola que otra cosa.

Debido a que el pasado 17 de abril de 2022 ya se había observado un fenómeno similar, las personas que ya estaban familiarizadas con el objeto apuntaron que aquella luz fue provocada por un sujeto muy sonado en los últimos meses: Elon Musk.

Captado por el mismo telescopio y en la misma zona, los encargados de estudiar el cielo se dieron cuenta que probablemente se encontraban ante la presencia de una luz provocada por los procedimientos técnicos que lleva a cabo la empresa SpaceX en sus satélites.

De acuerdo con la cuenta oficial de Twitter del departamento de ingeniería del telescopio Subaru (@SubaruTel_Eng), expertos habrían encontrado la causa de tan curiosa observación. Según los trinos, la empresa aeroespacial del magnate había cargado combustible a uno de los Falcon 9 que operaba dentro de la misión NRO Launch 85, la cual consistió en reutilizar varios cohetes de la misma línea.

Ahora bien, ¿por qué esto generaría una espiral? Pues bien, se supone que este era un efecto lumínico producido por las gotas que dejó dicho combustible en el espacio y que, al entrar en contacto con la luz, reflejan la nube que se forma por el efecto aerodinámico causado por el cohete al salir de órbita.

Fuente: eltiempo.com