Los pacientes con cáncer en México tienen un promedio de detección tardía de dos años

En México, el cáncer representa la tercera causa de mortalidad y en las mujeres los más frecuentes son el de mama, cérvix, colon, pulmón y estómago. En los últimos 30 años el número de víctimas se duplicó y pasó del 40 al 80 por ciento, este aumento se ha originado por situaciones que pueden controlarse, como la mala alimentación, alto consumo de grasas, alcohol, tabaquismo, sobrepeso y una vida sedentaria.

Sin embargo, también existen factores determinantes del cáncer que no pueden controlarse como el hereditario. Además, en México existe una detección tardía de los tumores de dos años, tiempo fundamental para el tratamiento efectivo.

Ante esta situación, el doctor Abelardo Meneses García, director del Instituto Nacional de Cancerología  (INCan), presentó el Programa Integral de Prevención y Control de Cáncer que consiste en un registro nacional de pacientes, acciones de prevención, tamizaje, detección temprana y tratamiento, el cual forma parte de las políticas públicas para atender a pacientes con cáncer del gobierno de federal.

Al anunciar esta estrategia durante el Foro Cáncer en la Mujer, el doctor Abelardo Meneses puntualizó que se busca la prevención y control del cáncer desde el primer nivel de atención, que es el médico familiar.

“En el INCan sólo el cuatro por ciento de los pacientes vienen referidos por el primer nivel de contacto y debe ser mayor el número de diagnósticos tempranos. Los pacientes tienen un promedio de dos años de detección tardía del tumor, tiempo que se pierde en la atención y tratamiento, lo cual se refleja en deterioro de la calidad de vida del paciente”, apuntó el especialista.

En este sentido, Mérida, Yucatán es la primera entidad que cuenta con un registro de pacientes de cáncer, reúne datos del tipo de tumor y etapa en la que se encuentra, de esta forma se pueden tomar decisiones en la integración y ampliación de política públicas.

Asimismo, el director del INCan detalló que para realmente lograr la prevención se deben realizar cambios en el estilo de vida, aumentar la actividad física, debido a que 70 de cada 100 mexicanos tiene sobrepeso.

Otro factor fundamental es evitar el consumo de alcohol y tabaco, este último  representa el 30 por ciento de los tumores. Un cigarrillo contiene entre cuatro y siete mil sustancias toxicas. 

También hay que implementar programas de educación, a fin de que las mujeres conozcan cuáles son los padecimientos y síntomas, y de esta forma puedan acudir con el médico para realizarse un estudio de detección oportuna, una vez hecho el diagnostico tener acceso al tratamiento, apuntó el doctor Abelardo Meneses.

Además se busca que en las escuelas de medicina se hable sobre el cáncer, a fin de que los médicos generales salgan con el conocimiento preciso para detectarlo a tiempo. (Agencia ID).

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!