Diseñan un nuevo método para acelerar la investigación de energía oscura

Científicos del Centro de Estudios de Física del Cosmos de Aragón (CEFCA) y la University College London han diseñado un nuevo método para fabricar universos virtuales y estudiar así los efectos de la energía y materia oscura, que, aunque componen un 95 % del Universo, son aún muy poco conocidas.

La descripción de este nuevo modelo se publica en la revista Monthly Notices of the Royal Astronomical Society y, según los autores, la técnica permite crear universos virtuales en ordenadores de una forma 25 veces más rápida que hasta ahora.

El resto está hecho de materia oscura en un 25 % y de energía oscura en un 70 %. Esta última produce una expansión acelerada del universo.

Mayor poder de cómputo

El nuevo método para crear modelos computacionales otorga a los astrofísicos “mayor poder de cómputo”, según una nota de prensa de sendas instituciones científicas.

Hasta ahora, los investigadores obtenían datos en los que confiar a partir de cálculos que tardaban varias semanas, aun usando superodenadores, pero con este nuevo método tardarán tan solo un día.

“Además, nuestro método nos permitirá interpretar observaciones cosmológicas, como las que realizaremos desde la Sierra de Javalambre en Teruel, de una forma mucho más realista”, asegura.

Por ejemplo, “podremos crear millones de universos virtuales con diferentes leyes de gravedad o de tipos de energía oscura y así encontrar aquellos que mejor explican los datos obtenidos en grandes telescopios”, indica el investigador de CEFCA, de origen chileno.

La materia y energía oscura, aún un misterio

Los científicos saben algunas cosas de la materia y la energía oscura.

De la primera conocen que interactúa solo gravitacionalmente y, por tanto, tiene efectos sobre las estrellas y galaxias y, aunque fue propuesta en la década de los 30, hoy por hoy se siguen haciendo experimentos para demostrar su existencia y composición.

No se sabe que tipo de partícula o partículas la componen, pero sí que no es ninguna conocida en la actualidad.

En cuanto a la energía oscura, conocen que ocupa tres cuartas partes del universo y que causa la expansión del mismo, pero no cómo ni en qué consiste, detalla Angulo, quien subraya la importancia de métodos como el descrito en este artículo para poder entender las leyes y procesos físicos fundamentales en el universo.

“Como podemos obtener una predicción precisa en un solo intento, no necesitamos emplear mucho tiempo de ordenador en ideas ya existentes y podemos, en cambio, investigar un rango mucho mayor de posibilidades acerca de qué podría estar realmente hecha esta extraña energía oscura“, concluye Andrew Pontzen, otro de los autores e investigador de la University College London.

Fuente: Agencia EFE

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!