Con nanotecnología IPN fabrica prototipo de implante coclear para tratamiento en niños con sordera

En México existen alrededor de 10 millones de personas con sordera congénita y la única vía para regresarles el sentido del oído, es a través de la cirugía de implante coclear, un dispositivo electrónico que cuesta entre 14 y 31 mil dólares. Con el objetivo hacer accesibles nuevos tratamientos, el Instituto Politécnico Nacional (IPN) diseñó un prototipo con nanotecnología y chips con micrófonos especiales que aceleran y mejoran el procesamiento del sonido.

El doctor Héctor Báez Medina, investigador del Centro de Investigación en Computación (CIC) del IPN, sustituyó el tradicional procesador de voz digital y el magneto interno del receptor-estimulador, por unos chips que contienen un sistema de 14 micrófonos de tres por tres milímetros, que simplifican el procesamiento de las frecuencias sonoras, detecta la señal y la filtra, con ello aumenta la velocidad y calidad de la transmisión del audio.

El desarrollo nanotecnológico del Laboratorio de Microtecnología y Sistemas Embebidos del CIC simplificó el procedimiento de cirugía requerido para la colocación del implante. La miniaturización de estos dispositivos protege la integridad del paciente, ya que al introducir electrodos tan grandes al oído, se dañan las células de esa zona.

“En la etapa de procesamiento digital de las señales obtenidas de los filtros acústicos, se emplearon sistemas microelectromecánicos con tecnología que incluye semiconductores de óxido metálico colocados en los electrodos conductores. Estos materiales entran en contacto con una base polimérica flexible y transmite impulsos eléctricos que estimulan las células nerviosas en la cóclea”, explicó el Maestro en Ciencias en Ingeniería Eléctrica.

El prototipo del IPN quiere utilizarse como tratamiento de la hipoacusia infantil, pérdida parcial o total de la capacidad de percepción auditiva, por ello se cuenta con el apoyo del Hospital Regional de Alta Especialidad Ixtapaluca en el Estado de México, donde trabajaron con especialistas en implantes cocleares que evaluaron su eficacia a nivel médico.

La percepción auditiva es vital para la adquisición del lenguaje en la infancia, y el no poder escuchar deriva en problemas psicológicos e intelectuales. En el caso de México, al año nacen alrededor de seis mil niños con sordera congénita que necesitarán tratamiento con implante coclear.

Por otra parte, el análisis de los micrófonos y el procesado de frecuencias lo realiza el Centro de Nanociencias y Micro y Nanotecnologías también del IPN, mientras que las pruebas médicas son evaluadas en el hospital de Ixtapaluca. Sin embargo, aunque por ahora sólo existe un prototipo, el CIC ya tiene material para empezar a producir al menos quince dispositivos más.

El doctor Báez Medina detalló, “que los primeros 16 chips de micrófonos se mandaron a hacer en Estados Unidos, junto con otros materiales empleados para distintos proyectos. Y calcula que con aproximadamente 3 mil 500 dólares se podrían hacer cientos de micrófonos, lo que podría dar un costo final al implante de tal vez decenas de miles pesos, a diferencia de los precios actuales de 14 mil dólares”.

En los próximos meses se instalará un equipo especial en el Centro de Nanociencias y Micro y Nanotecnologías del IPN que permitirá fabricar los chips de micrófonos. Esta innovación tecnológica es importante para el país, ya que según el Censo General de Población y Vivienda de 2010, la población sorda en México es de 12.1 por ciento con 649 millones 451 mil 075 personas.

En México se inició la implantación coclear en 1986, pero en el año 2000, inicio un sólido programa multi-institucional con el Hospital General de México, el Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias y el Hospital Infantil de México, actualmente este tipo de procedimiento se realiza en más centros médicos y los implantes por tener un precio tan elevado generalmente son donados por distintas fundaciones. (Agencia ID)

Etiquetas: nanotecnología, niños, IPN, sordera, prototipo, implante coclear

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar